Bajo ningún motivo el director o docentes deberán condicionar la preinscripción.

Bajo ningún motivo el director o docentes deberán condicionar la preinscripción.

El sistema educativo en San Luis está preparado para atender la demanda que se registre en el próximo periodo de preinscripciones para el ciclo escolar 2016-2017 que se efectuará del 2 al 15 de febrero.

Así lo declaró el secretario de Educación Joel Ramírez Díaz, quien dijo que bajo ningún motivo el director o personal docente deberán condicionar la preinscripción de alumnos al pago aportaciones voluntarias de los padres de familia.

Hizo un llamado a los padres de familia para que cualquier anomalía que se observe, la denuncien ante la dirección de Educación Básica de la SEGE al teléfono 4998000, extensiones 8109 y 8020.

Para que dicha irregularidad sea atendida de manera puntual, quiero señalar que hay principalmente 25 escuelas que por su prestigio o por estar en la ruta o cercanas al trabajo de los padres de familia tienen más demanda, sin embargo tenemos la capacidad suficiente para atender toda la demanda que se presente.

El periodo de preinscripción tiene como objetivo planear de forma correcta los servicios que presta el sistema educativo, para ofrecer mayor cobertura ahora que se espera un registro de 230,000 solicitudes en las escuelas del estado.

Ramírez Díaz recordó que este ejercicio que año con año se realiza, se lleva a cabo con la intención de efectuar la planeación detallada del servicio educativo que se ofrecerá en el ciclo escolar 2016-2017.

Con la información recabada se detecta la demanda de espacios para que en coordinación con la SEP se prevean los recursos docentes y de infraestructura necesarios para atender a la niñez potosina”.

Se mantendrán los criterios de preinscripción establecidos en anteriores años, como: Los aspirantes tengan hermanos inscritos en esa escuela, que los padres vivan o trabajen cerca de ella y, en el caso de primaria y secundaria, ser egresado de escuelas del nivel educativo anterior más cercanas.

Si los institutos completan su capacidad en la preinscripción, se ofrecerá otros planteles disponibles a los alumnos que no alcancen lugar, y se atenderá cualquier duda o irregularidad en este proceso”.

Si bien las aportaciones voluntarias que los padres de familia realizan son muy importantes para el correcto funcionamiento de las escuelas, no son un impedimento para el acceso a la educación pública, por lo que no están condicionadas a la preinscripción.

Facebook Comments

Noticias Recientes